Silencio a pistoletazo limpio

Ahí estoy yo, lima de uñas en mano y viendo cómo un grupito de apuntófagos se dedican a cotorrear. Ya ni siquiera a estudiar, que es el colmo, pero qué se le va a hacer. No, estos cachondos están pelando la pava con todas las pavas que se le cruzan. Hasta que consiguen cruzarme a mí. Lo que no saben es que tengo un arma nueva, infalible y essstupenda: una pistola que imposibilita el habla. ¿Cómo que estoy de coña? Que no, hoygan, que no, que vi el anuncio el año pasado y este año la he añadido a mi presupuesto, sí o sí. Vean, vean aquí. A partir de ahora seré el terror de los cenus (pongan aquí una risa malvada).





Ya están tardando ustedes en comprar la suya. Mientras, sigo con mi manicura. Ha sido un placer darles el chivatazo.



[Gracias a Constanza por el enlace]



4 comentarios:

  1. Y, si le cambias el láser por una aguja para chorro de tinta, seguro que también puedes marcar a los cenus, como si fueran ganado. ¡Es un arma multitarea! :-D

    ResponderEliminar
  2. Oyeeee, qué gran idea :D

    ResponderEliminar
  3. El arma definitiva....

    ¡La ne ce si to!

    ResponderEliminar
  4. Pues yo me niego a dejarme ver en público con un aparato tan feo. Hasta que los de la manzanita no saquen una versión más cool servidora seguirá usando la fusta y el rollo de cinta americana.

    Me gustan las mejoras que propone Juanma, así me ahorro el olor barbacoa que se me queda en la sala cuando toca marcar a los que se pasan de la raya.

    ResponderEliminar

 

Twitter

About