Y el bibliotecario dijo basta

Cansado de vejaciones, harto de sorpresas desagradables en su lugar de trabajo, hasta los mismísimos de “usuarios” más propios de un reformatorio que de una biblioteca, y después de una injustificada paliza a la puerta de la biblioteca, el bibliotecario ha dicho basta, y tal y como vino se ha ido. Su caso, uno de los más graves de “bullying” a un bibliotecario de los que tenemos noticia, sólo ha ocupado el espacio de una mísera noticia en un periódico local, ajeno a los grandes medios nacionales, ajeno al mundo del politiqueo y de las tertulias mañaneras. Ajeno al mundo en general.

Pero no ajeno a este blog. Desde aquí no entendemos cómo se pueden destinar efectivos policiales a, por ejemplo, evitar que se cuelen espontáneos en la casa de los granhermanos de Guadalix (cuya existencia en este mundo sólo es justificable a través del genuino y castizo “porque tiene que haber de tó”) y no se dediquen a evitar que cuatro malnacidos descarguen su ira y su frustración por no pasar de neanderthales pegando a un compañero de profesión, cuyo único delito fue intentar que utilizaran los ojos para algo más que enrojecerlos con el humo de las macrodiscotecas de polígono. No seremos nosotros los que alentaremos a nuestros camaradas extremeños a tomarse la justicia por su mano contra esa manada de descarriados, pero sí contra los responsables: ediles de cultura, responsables de seguridad ciudadana, y cualquiera que haya podido tener una responsabilidad en esto. Ya que no creo que nos dejaran perfeccionar nuestras técnicas de tortura y vejación especiales para usuarios muy díscolos (sirva como ejemplo una recreación de la ceremonia de degüello del cordero de la fiesta de final del Ramadán), no estaría mal que respondiera quien tenga que responder por esto.

Como diría el himno catalán (muy acertado al uso), “esmolem ben bé l'eina” (afilemos bien nuestra herramienta).


28 comentarios:

  1. guiseval4/2/09 09:35

    pero cómo se puede permitir esto?

    hasta dónde vamos a llegar?

    una cosa es que la educación se está perdiendo y otra cosa es que se deje a unos incivilizados sueltos por ahí y que nadie haga nada

    hay que extender esta noticia allá por donde podamos

    ResponderEliminar
  2. Afilemos nuestra herramienta, que en caso presente es este blog, y no dejemos de denunciar y dar a conocer al mundo casos lamentables como el presente.
    Y poniéndonos en clave de humor, que es lo que nos suele caracterizar: Ya tiene Güevos que tengamos que extender la DMF incluso fuera de las bibliotecas (esos energúmenos estaban en la calle), con la de curro que ya tenemos. Tendremos que pensar en algún colectivo, no estrictamente bibliotecario, al que podamos pedir colaboración fuera de las fronteras de nuestros zulos... ¿propuestas? (mejor que sean grandot@s y fuetot@s)

    ResponderEliminar
  3. ¿Qué tal algún club de halterofilia? ¿Los equipos olímicos de artes marciales?
    :DDD

    ResponderEliminar
  4. Esta noticia no hace ni pizca de gracia.
    Tengo una amiga que trabaja en una biblioteca de Barcelona que tuvo que ir a juicio con un cenutrio que se le encaró y la amenazó en la biblioteca. Gracias a esto han conseguido poner un segurata en la puerta de la biblioteca. Pero hasta que no pase una desgracia gorda (que salga en las portadas), me no se tomarán medidas a nivel más general.
    Y eso en una ciudad grande como Barcelona…En municipios pequeós….buff….
    Triste es tener que gastar el presupuesto en seguridad y no en cultura…. (vamos mal)

    ¿Quien dice que ésta es una profesión tranquila y sin riesgos?

    ResponderEliminar
  5. No, la notícia no fa gens de gràcia. I el pitjor és que a vegades les agressions, encara que siguin només verbals, no les protagonitzen persones "conflictives" (per dir-ne d'alguna manera), sinó usuaris normals i corrents que creuen que pel fet que ets un treballador públic poden insultar-te o amenaçar-te.

    No m'he pogut estar de fer-ne referència al meu blog, però sense opinió, ja que comparteixo la de l'Enric. He posat l'enllaç perquè la gent vingui cap aquí a llegir-la.

    ResponderEliminar
  6. Es lamentable desde luego trabajar en esas condiciones y especialmente lo es en este caso la pasividad de la administración pública a la hora de defender la dignidad de sus equipamientos y de sus trabajadores.
    He enviado la noticia a documenea
    http://www.documenea.com/story.php?id=38947

    ResponderEliminar
  7. Creo que lo peor de esta noticia es que no se intente hacer nada para solucionarlo, que la solución por la que opten sea cerrar la biblioteca en lugar de intentar mejorar la seguridad y la educación de los ciudadanos.

    Una pena y mucha rabia, habría que mandarles un hacha bien afilada, a ver si así se atreven...

    ResponderEliminar
  8. Qué triste todo. No sé si el compañero de Badajoz nos lee, pero si es así, ¡ánimos! estamos todos contigo :D

    Y a los que sí nos léeis, por favor, os rogamos máxima difusión de la noticia. Es lo poquito que podemos hacer :(

    ResponderEliminar
  9. sinó usuaris normals i corrents que creuen que pel fet que ets un treballador públic poden insultar-te o amenaçar-te.

    Cert. Donar servei no vol dir "estar al servei de". I tampoc implica perdre l'educació i el respecte.

    Guallar, gràcies per la difusió!

    ResponderEliminar
  10. A pesar de mi comentario "poco serio" sabéis que el suceso tampoco me divierte para nada de nada... Alguna vez tuve que hacer frente a situaciones de, digamos, cierta inseguridad y sé lo mal que se pasa y la indefensión que se siente.

    ResponderEliminar
  11. Pues es lo que hay. Yo por suerte, no tengo que aguantar "nada" en comparación con el compañero, pero la situación dista mucho de ser "normal". El comportamiento de los usuarios en estas bibliotecas es undigno de la especie humana.

    ResponderEliminar
  12. Anónimo4/2/09 16:51

    Soy bibliotecaria y a mi tambien me tienen pasado casos un poco violentos, yo no se que pasa pero la biblioteca debe de atraer mucho a gente con problemas de desequilibrio mental, porque de vez en cuando, y por temporadas viene algún raro por aquí. Una vez vino uno que entraba en internet y un día montó un jaleo porque decía que los chavales querían espiar lo que veía en internet, y que hablaban en bajo de él (de psicosis total), a mi me temblaban las piernas, que nervios... Otro que viene muy de vez en cuando, gracias a Dios, tambien tenía la manía de que si hablaban en bajo los niños, que lo hacían para molestarle a él y se ponía a desvariar, yo siempre llamo a alguien del piso de abajo cuando viene. En fin, nos van a tener que pagar un plus de peligrosidad...(como estamos tan bien pagados... sobre todo aquí en Galicia...ja, ja, ja...)

    ResponderEliminar
  13. Es muy triste y muy inquietante. Y me temo que muy "lógico", en el sentido de que en una sociedad en la que prima lo superficial, lo fácil, el granmierdano etc para mucha gente un lugar como la biblioteca no tiene sentido... o les asusta, vaya usted a saber; asusta lo que no se comprende y por eso se ataca.

    En fin, que en cualquier caso triste gracia al pobre compañero. Ánimo si le llega (y si no también).

    creuen que pel fet que ets un treballador públic poden insultar-te o amenaçar-te

    Esa es otra, "que yo pago mis impuestos"...

    ResponderEliminar
  14. yo no se que pasa pero la biblioteca debe de atraer mucho a gente con problemas de desequilibrio mental

    Una vez lo dije en una reunión de compañeros y algunos me miraron mal. Pero lo mantengo, amos que sí...

    ResponderEliminar
  15. antes a las bibliotecas iba gente de cierta cultura a leer, tanto por ocio como por aprendizaje. Tengo muy claro que muchos de lso problemas vienen desde que está el libre acceso a internet y a las peliculas, música etc... que viene gentuza de todas partes con la pregunta "es aqui donde se dan peliculas gratis" "hay interné gratis aquí" ...

    ResponderEliminar
  16. yo no se que pasa pero la biblioteca debe de atraer mucho a gente con problemas de desequilibrio mental

    Donde trabaja anteriormente tuvimos un energúmeno que se dedicaba a acosar a las chicas y otro que tras una "vuelta al ruedo" se introducía en el baño y, con la puerta abierta, le daba por "tocar la zambomba".

    En cuanto a lo que dice Fanhunter, tiene toda la razón del mundo con eso de que es gratis parece que tienen derecho a todo.

    ResponderEliminar
  17. se introducía en el baño y, con la puerta abierta, le daba por "tocar la zambomba"

    Que se introdujera en el baño es una ventaja respecto a un usuario de por aquí... prefiere el espacio entre las estanterías (pena de compactas).

    ResponderEliminar
  18. Que no sirva de consuelo, pero yo he tenido que lidiar -hace ya años- con unos mozos "grano-en-pecho" que terminaron diseminando su rabia a modo de cortafuegos descolgando el estintor de la planta de abajo y dejándonos nevado el centro (la biblio está en la 2 planta); a otras agrediendo verbalmente y casi -tuve que intervenir- a guantada limpia a una señora en la entrada; a uno de estos "idos de algo" contándome sus batallitas con la Princesa de Asturias al tiempo que me pedía dinero para un bocadillo con tono de "o me lo das o te rajo" (yo acojoná porque no había nadie ni en la biblio ni en todo el edificio)Al final llamando a la poli local conseguí que se pasara de tarde en tarde por eso de imponer algo, aunque fueran 5 minutos.. en fin...Ánimo al compañero.

    ResponderEliminar
  19. Anónimo4/2/09 19:40

    Quan jo treballava a populars va haver una agressió a un treballador d'una biblioteca de Barcelona i la jefa d'aleshores va dir que lamentava les actituds "intolerants". Pregunteu a aquestes trepadores a les que ara fan entrevistes al RECBIB que n'opinen.

    ResponderEliminar
  20. En primer lugar dar mi apoyo al bibliotecario.
    Y teneis toda la razón esta noticia no tiene ni pizca de gracia y desgraciadamente meparece que somos muchos los que trabajamos en biblios públicas que tenemos experiencias (que no llegan a este extremo) tambien desagradables. Yo recuerdo que cuando entré a trabajar lo primero que me contaron era a ver cuanto tiempo aguantaria ( antes que yo dos bibliotecarias habian decidido largarse por no soportar la presión) la biblioteca era una especie de sala de reunión de adolescentes con las hormonas descontrolás, comiendo, charlando... Cuando yo llegué esto ya no sucedia, pero vinieron a probar a ver si podian tambien conseguir que yo me fuera. La verdad es que se pasa fatal, fueron momentos puntuales pero hacer de poli no es lo que más me gusta la verdad...mi táctica fué divide y vencerás y tambien plantar cara. Como ya digo no tiene ni punto de comparación con lo que hoy leemos, porqué si el hombre llebava un año y pico trabajando en esas extremas condiciones solo imaginarme el estres que debia sufrir me resulta espeluznante, de verdad...
    Estamos muy muy mal en lo que respecta a la educación y tal y como habeis dicho, sin ninguna medida de protección en esos lugares es imposible poder trabajar, me temo...

    ResponderEliminar
  21. Anónimo4/2/09 20:52

    Soy Tere, la anónima, a ver si creo la cuenta. Le doy la razón a fanhunter desde que tenemos internet gratis (y para algunos "yo tengo derecho y al tiempo que me de la gana y los demás que esperen", aunque yo doy turnos de media hora y si no hay gente esperando más tiempo) nos viene gente con mucha cara, que utilizan el ordenador de la biblio hasta para trabajar (así no gastan ellos internet) y les molesta que los cambies en el ordenador, gente rara que quien sabe lo que vienen a ver (y cruzas los dedos para que funcionen esos filtros que ponen en los ordenadores) y niñatos a chatear y a jugar, porque lo que es a consultar cosas de estudiar o de interés cultural, estudio,boletines, etc... son una minoría. Por cierto, yo tengo a la poli local en el edificio de enfrente y ya vinieron un día porque uno de esos raritos que vienen de vez en cuando, llegó un día y los ordenadores estaban ocupado por un chico muy majo argentino, otro por una chica de color y otro por un chico y armo un jaleo que no veais, que si esta mierda de extranjeros nos quitan todo, etc..., ya entendeis... No me quiero ni acordar, porque el argentino no sabía que este rarito no estaba muy bien de la cabeza y se lo tomó fatal y se puso a discutir con él, bueno un lío y acabamos llamando a la policia local.
    Animo al compañero y a todos

    ResponderEliminar
  22. Trabajando en la biblio pública de un feo pueblo allende Collserola donde los tarugos pasean hurones por el puente y llevan camisetas de policías inventadas nos tiraron durante la escalada armamentística 2007: huevos, piedras, petardos y... ¡una sandía! Síp. Así fue.

    Y pinchazos en las ruedas.

    Y retrovisores rotos.

    Y saludos romanos.

    Y corrillos esperando en la puerta.

    Y las bibliotecarias que cruzan el puente en grupo.

    Y olé.

    ResponderEliminar
  23. desde mi punto de vista, este tipo de acciones ocurre dentro de un contexto: el de una educación cada vez más degradada. Se empezó pasando a los niños de curso en primaria, de manera que al llegar a sexto nos encontramos con una buena cantidad de niños que prácticamente no saben ni leer (no comprenden un texto) y que los profesores -a quienes respeto muchísimo- velando por su salud y porque no tienen más remedio, envían a secundaria a chicos que no pueden trabajar bien allí. yo trabajo en la biblioteca de la universidad -la cream de la cream de los estudiantes- es decir que no me agreden, pero puedo comprobar como se pierde el respeto, se cometen faltas de ortografía etc.
    A mi juicio -que puedo equivocarme- vamos por mal camino en la educación: 1º porque el gobierno no reconoce el problemón que tenemos encima, 2º porque la educación es cosa de todos pero padres, educadores, alumnos y bibliotecarios... tiran cada uno por su lado. Creo que no es inocente que cuando se hable de la educación en la tele no se comente el problema de la lengua y las matemáticas, sino el de la enseñanza de la religión, si hay o no crucifijos y si debe celebrarse el día del padre o poner un belen. no se trata de que yo o tu o el otro opine una cosa u otra, lo fundamental es que vamos a tener al menos un par de generaciones muy violentas y con muy pocos recursos. que se dé educación para la ciudadanía o religión, es ajeno al problema: falta de atención, agresividad, nulo interés por el estudio... pero nosotros los ciudadanos estamos entrando al trapo de la "ideología" y discutimos en vez de unirnos. A mi me da igual que mi hija sea católica o del hare-krishna, pero que aprenda a comportarse y tenga unos conocimientos básicos... (perdón por enrollarme)

    ResponderEliminar
  24. Ningún problema, biblirio, enróllate lo que consideres oportuno, eres más que bienvenido (o bienvenida, lo que sea).
    Lo cierto es que entre los nacionalismos lingüísticos y las tortas que se dan (por poner el ejemplo que me toca, catalán-castellano); las ideologías (que si Ética, Religión, Ciudadanía) y un seguido de bla bla perdemos de vista, además, que en buena medida, la educación (entendida dentro de los buenos modales, respeto, ética, religión, etc.) recae en los padres. No es algo precisamente delegable, sino su obligación.
    Luego el tema de la lectura y la comprensión de textos. Eso ya es preocupante, porque ya parece que escribir bien -o intentarlo- es algo exótico. Y darle a las neuronas para comprender lo que tienes delante, un mito que ya poco se ve...

    ResponderEliminar
  25. una buena cantidad de niños que prácticamente no saben ni leer (no comprenden un texto)

    Con estos ojitos lo he visto yo, si señor. Esos niños (y no tan niños) crecerán y serán quienes tengan responsabilidades, entre otras educar a sus niños. Miedo da.

    la educación (entendida dentro de los buenos modales, respeto, ética, religión, etc.) recae en los padres. No es algo precisamente delegable, sino su obligación

    Medio en broma medio en serio un amigo dice que es curioso que tengas que hacer un examen para tener carné de conducir y no para tener un hijo...

    ResponderEliminar
  26. Pues yo lo digo muy en serio: traer un niño a este mundo es de las máximas responsabilidades (y he ahí el quid) que uno "decide asumir". Muchos no lo asumen, y así va la cosa.
    Además, con la superpoblación que hay, no andamos escasos de gente en el planeta, la verdad...y la gente tiene mucha manía en perpetuar su adn, la verdad.

    ResponderEliminar
  27. totalmente de acuerdo, cristina y bibliotecaria....¿quién nos educa a los padres? y ¿por qué esta generación de padres está dando tan malos resultados? ¿y por qué los políticos (de todos los colores)no ponen freno a esos padres, entre los que me incluyo? si un padre se queja de un profesional de la enseñanza, la Junta le va a dar la razón al padre... ¡¡¡aunque sea una barbaridad lo que diga!!!
    y en cuanto a la lengua castellano/catalán.... a mí me encanta la diversidad lingüística y cultural, pero la lengua debe servir para unir, no para separar. Si por mi fuera, el esperanto sería una solución de comunicación, y las distintas lenguas (no me gusta llamarlas nacionales, sino culturales) una forma de ver el mundo, un mundo por conocer. Pero me temo que los políticos degradan la lengua y la cultura (catalana, andaluza o de siberia) para buscar su propio espacio de poder y en el fondo, lo único que les interesa es que mientras discutimos de esos temas, no nos preocupamos por otros más importantes.
    ejemplo, todo lo que se ha liado con la ministra magdalena y el comentario desde cataluña... etc.
    por cierto, a ver si me sale bien:
    "salut y força al canut" ¿se dice así?... "tot el camp, es un clam... son la gent blaugrana...titotitotiiiiii...!" (mi marido es del barça, cada vez que vamos a cataluña tenemos que ir al museo del barça a sacarse fotos con las copas)
    un saludo

    ResponderEliminar
  28. mi marido es del barça, cada vez que vamos a cataluña tenemos que ir al museo del barça a sacarse fotos con las copas

    Pues que te sea leve...lo suyo es grave :DDD

    ResponderEliminar

 

Twitter

About