Barrio Sésamo Medieval

Estamos en junio, que además de calor, lleva implícita la temida semana de exámenes...Los futuros bibliotecarios se enfrentan a duros huesos, como Clasificación e Indización, o Catalogación. Y hacen acto de presencia los nervios, esos nervios que paralizan y bloquean, dejando al pobre estudiante con la cabeza confusa, con una sensación de impotencia, y con una bonita dosis de frustración. Ese cóctel de sentimientos es necesario para llegar a la perfección arqueadora de cejas, y dará lugar a la bibliotecaria dominatrix o al bibliotecario imponente (aunque de este último aún no se hayan dado casos comprobados gráficamente). Pero remontémonos en el tiempo. Hay lecciones básicas que los usuarios deberían aprender, y los bibliotecarios deberían recordar que no siempre fue todo igual y que Google no siempre ha existido, y tener en mente que no siempre el usuario sabe qué quiere o cómo funcionan nuestros servicios...


23 comentarios:

  1. Bueno, parece que no hemos evolucionado mucho: ¿Cuántos niños de ahora sabrían distinguir un libro, o saldrían con algún comentario del palo «Jooo, qué Palm más grandotaaa»?
    :-P

    ResponderEliminar
  2. ¿Palquéééé? ¿lo cualo? :p

    ResponderEliminar
  3. Formación de usuarios medieval?
    Es todo un hallazgo, creo que tendré que adaptarlo para los abuelos que vienen a hacer sus pinitos en intenné :DDD

    ResponderEliminar
  4. acolostico8/6/07 10:44

    VAle ahora pillo lo básico del uso, pero tengo dudas...

    La contraportada se lee antes o después, estando al final, siguiendo las instrucciones sería lo último per no se yo, y las portadillas laterales cuando?

    Los números al fondo son parte del texto?

    No es fácil no...

    ResponderEliminar
  5. No es fácil no...

    Por lo visto tendremos que hacer un curso de formación de lectores de libros...:p

    ResponderEliminar
  6. El manual d'instruccions de la game boy es considera un llibre?

    ResponderEliminar
  7. Y hemos vuelto al rollo (scroll). Es la ley del péndulo.

    ResponderEliminar
  8. Indización
    Vaya palabrejos. Los de "El nombre de la rosa" sí eran bibliotecarios de verdad, pandiya de...

    ResponderEliminar
  9. Por lo menos, tenían métodos realmente expeditivos para quitarse de enmedio a los usuarios molestos. Ni arqueos de cejas ni esas zarandajas propias de abrazanenúfares y besateletubbies. :-P

    ResponderEliminar
  10. Los de "El nombre de la rosa" sí eran bibliotecarios de verdad...

    SI, si però era curiós que si volies saber més ...mories. Continuarà en l'actualitat la saga dels bibliotecaris medievals! És la Cristina una mata lectors que volen saber massa, quin saber oculten.
    Seran del Priorato de Sion

    ResponderEliminar
  11. Priorato de Dewey, querido Charly...pero ssssh...es secreto ;)

    ResponderEliminar
  12. Priorato de Dewey?¿...

    Ho dius pel pedegog John Dewey?

    ResponderEliminar
  13. Priorato de Dewey

    ¡Eso tiene nombre de vino!
    :-)))))

    ResponderEliminar
  14. Nops, per Melvil:

    http://www.oclc.org/dewey/resources/biography/

    ResponderEliminar
  15. No m'agafa l'adreça

    ResponderEliminar
  16. Googleja: dewey decimal biography

    Alguna cosa et sortirà...

    (I negaré sempre que jo hagi dit a algú que utilitzi el Google...)

    ResponderEliminar
  17. Será un secretito entre nosotros, salvo que algún pervertido haga alguna vez la búsqueda «negaré sempre que jo hagi dit a algú que utilitzi el Google» en Google. :-P

    ResponderEliminar
  18. ok entesos, és un codi secret ehh!!!

    ResponderEliminar
  19. Googleja:
    Sabía que acabarías cayendo, pecadora de la pradera ;-)

    ResponderEliminar
  20. ¡Soy inocente! ¡Me han obligado!

    ResponderEliminar
  21. ¿Seré yo, seré yo? ;-P

    ResponderEliminar
  22. Juanma, como inductor de un "delito" tan grave te puede caer un buen paquete.

    ResponderEliminar
  23. ...en forma de códice medieval.. :p

    ResponderEliminar

 

Twitter

About